viernes, 20 de julio de 2012

Sin título.



Sin palabras.


3 comentarios:

Xineiro dijo...

Pobre pino, le pasa por no quejarse. A nadie le gusta estar atado. Ni por amor...

Bernardo L. de la Cruz dijo...

Me gustaría sentirme combativo y decir aquello de : "Con la soga del último alpinista...", pero me temo que más abajo hay un señor o una señora con la lengua afuera y se me corta el rollo.

eva dijo...

Y como siga así el verano pronto también será sin árboles.

Bss