miércoles, 23 de diciembre de 2015

Lqlld 243.








4 comentarios:

Bricd dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ñOCO Le bOLO dijo...


Te diría que esa malla no podrá contener nada, ni siquiera esta fiestas culto al consumo y la inconsistencia colectiva.
Pero llegará el 7 de enero, y todo será igual... aunque teñido de esperanzas.

tD1B

· LMA · & · CR ·

Bricd dijo...

No sólo parten del pueblo si no que, además, se hacen con la palabra divina que, según ellos, les es otorgada para exhortar a los demás a los que llaman enfermos por pretender hacer una sociedad libre de ideas o al menos pertenecer a una donde la diversidad de ideas frene a aquella que monopoliza lo que hasta ahora hay.
Sociedad que bajo éstas viejas han producido ruina y pérdida en muchos. Se proclaman tan mal que son capaces de pregonar con sus argumentos falaces que si esto sigue por dónde todos queremos, iremos mal. ¿Mal? Mal es lo que han hecho hasta ahora. ¿Peor? Peor...imposible.
Darles la razón a tan cacareado impuesto mediante sus respuestas imprecisas sólo puede venir de mentes dementes -valga la redundancia- que se asoman al protagonismo público con esas jetas que muestran el paso del tiempo en sus calvas y que cada día se ven más deformados.
Son lo que son con sus declaraciones y se otorgan el derecho de llamar a la sociedad de la que viven y fagocitan como parásitos llamarle enferma.
Nos llaman enfermos estos curas, y sus políticos supersticiosos, y tienen razón pues mientras haya parásitos, como ellos, entre nosotros estaremos enfermos de ellos mismos.
Son como un corral de gallinazas descompuestas que si no están cacareando están chocando huevos de pensamientos vacíos para eclosionar en casi todos los nidos. Huevos de sus razas: Malaraza se decía antiguamente.
Y aún dicen que el pan está duro; no me extraña si ellos pretenden manejar la masa. Todos sabemos que no son panaderos y que entre medias van metiendo pajas diciendo que es salvado. Eso, salvado integral es lo que vienen pregonando. Hijos de malasmadres, por no decir otra cosa.

Qué son esos días sobre los que se asentaron, qué son sobre lo que sincretaron; la misma basura celestial a la que impusieron de la misma manera que me da lo mismo pagana que posgana o neogana.
Tienen sus razones basadas en el interés económico con cuentos que duran muchos siglos y no avanzaremos nada así; incluso algún día nos extinguiremos sin conocer otros mundos. Al menos yo.
Qué miedo tienen a no percibir por ley lo que llevan diezmando desde lo más lejano de la historia; bajo el yelmo -bajo El Yelmo- sin que salgamos de este medievo imposible. Y eso que nombraron a partir de determinada fecha, edad moderna. Tal vez sea incierto u otro argumento para tergiversar y olvidar lo razonable.

Pero si algo ha hecho avanzar y evolucionar a la humanidad ha sido el hecho simple de haber levantado la cabeza y haber mirado a las estrellas con las mismas ganas con que devora comida cuando tiene hambre; por lo tanto algún día viajará más allá de la órbita de asteroides y tomará otras terrenos donde asentarse. Para cuando eso ocurra al sol no le quedará mucho para abarcar la zona templada de este redondo y anacrónico mundo. Posiblemente los parásitos humanos seguirán viviendo entre sus séquitos mitrados en pegamoides dando el pego entre la numerosa multitud que viajará cada mañana en lanzaderas de trabajo a otros lugares más allá de Kuiper, o dentro, ida y regreso en menos que canta un gallo y ellos cacarean lo mismo de siempre.

Sólo quien insulta a todos llamándolos enfermos es el único enfermo.

Ése es el problema que nos constriñe y para recordar de dónde procedemos sólo se les ocurre trasplantar un árbol, decorarlo y dejarlo morir de pena cargado de bolas y trolas de colores.

Pues eso, feliz diciembre y enero como otro mes cualquiera... :)´ a la vuelta del calendario.

orvokki dijo...

Hyvää joulun aikaa ( Merry Christmas time.